Pages

¿Te acuerdas de Apple Pay?

applepay“Pueblos libres, recordad esta máxima:
podemos adquirir la libertad, pero esta nunca se recupera una vez que se pierde.”

Jean Jacques Rousseau, filósofo francés.

¿Te acuerdas de Apple Pay? Apple Pay fue el mayor lanzamiento de un producto de Apple desde la muerte del legendario Steve Jobs allá en octubre del 2011. Tú, yo y el mercado en general podemos habernos olvidado de este competidor de Bitcoin basado en una moneda fiat, pero Tim Cook no se da por vencido. Recientemente habló en Dublín, ante estudiantes del Trinity College, sobre el futuro del dinero, promocionando la languideciente applicación de Apple Pay ante los futuros graduados. Se le olvidó mencionar a Bitcoin, y por una buena razón.

Tim Cook puede ver el futuro

El innovador líder de Apple no ve al dinero tradicional mucho futuro en el largo plazo, y sabe que la mayoría de los pagos serán digitales y a través del teléfono móvil. Dijo que los futuros hijos de los estudiantes universitarios que le escuchaban “ni sabrán lo que es un billete”.

bap

Como se puede ver en el gráfico, el futuro del dinero no parece tener nada que ver con Apple Pay, de acuerdo a Google Trends. En el último año de búsquedas en Google, Bitcoin ha superado a Apple Pay y su multimillonaria maquinaria de marketing con más de 3 veces la cantidad de búsquedas. La única vez que Apple Pay fue ligeramente competitivo a nivel de interés online fue en su més de lanzamiento, septiembre del 2014. Según Payment UK, los pagos en metálico en Gran Bretaña aún se llevan la mitad del mercado minorista, pero están en declive.

Banqueros y legisladores en son de guerra contra la libertad

Si no has estado al tanto de las noticias de economía últimamente, el dinero en metálico está bajo ataque así como enfrentando futuras prohibiciones desde el establishment bajo la etiqueta de “lucha contra el terrorismo”. Si los terroristas usan metálico, entonces el metálico es el problema. Bajo semejante lógica, los zapatos, la ropa interior o el teléfono móvil también deberían estar en el corredor de la muerte. Limitar el dinero en metálico fuerza a la gente a lidiar con bancos y burócratas para que estos manejen y decidan sobre sus futuras transacciones, lo que es estupendo si lo que quieres es controlar el mundo. Si lo que quieres es vivir libre de las comisiones y tasas bancarias ocultas, de que otros accedan a tu información sin tu consentimiento, y de la tiranía de los gobiernos, entonces no mola nada.

Willem Buiter, de Citigroup, apareció en las noticias el pasado abril trayendo a colación el asunto, basando su argumentación en los fallos inherentes al sistema de banca central, y en la creciente necesidad de que se impongan tasas de interés negativas, a nivel mundial. Esta retórica fue aprovechada por el ministro francés de finanzas, Michel Sapin, la primavera pasada cuando respaldó la propuesta de eliminar el metálico como una forma de “luchar contra el anonimato en la economía francesa”.

El gobierno francés llegó tan lejos como para aprobar “Le Patriot Act” en mayo. Implementada en septiembre, y de la misma forma que su homóloga norteamericana, esta legislación funciona quitando libertades a los ciudadanos de la nación y limitando severamente las posibilidades de obtener dinero en metálico en el país. Los residentes en Francia no pueden ya realizar pagos por más de 1000 euros en metálico, o cambiar más de 1000 euros a otra divisa. En cualquier caso, eso no sirvió para evitar los horribles atentados en París de hace una semana. Restringir la libertad financiera y los derechos de las personas en Francia para “de alguna forma” frustrar actos de terrorismo ha fracasado tristemente en su primera prueba.

Según proliferen los smartphones y las nuevas tecnologías, dependeremos menos del dinero en metálico, al menos en el mundo occidental. Además, mientras los robos de identidad continúen siendo plaga para bancos, minoristas y otros intermediarios, las tarjetas de crédito y débito podrían sufrir, una vez que una forma de pago más rápida y segura se halle disponible.

Afortunadamente, hay nuevas y emocionantes opciones en el mercado para escoger. Tim Cook puede ver un futuro bastante verosímil, excepto por el hecho de que una app de Apple Pay que sea de uso popular no parece ser parte de ese futuro. Bitcoin y Apple ya se presentaron ante el público, y la gente se ha pronunciado, alto y claro.

Por Evander Smart – Leer texto original, en inglés