Pages

Oro y plata versus Bitcoin en los últimos 5 años

“¡Simplemente compra oro!”

“¡Debes invertir tu dinero en plata!”

¿Cuántas veces has escuchado estas frases en los últimos cinco años? Es una especie de mantra que se escucha en cualquier círculo financiero moderno, desde Bloomberg LP hasta MSNBC y Fox Business. Yo trabajaba en una importante compañía financiera en New York donde todo giraba en torno a futuros de oro y plata, fideicomisos, fondos, etc. Si quieres parecer económicamente inteligente, sólo tienes que utilizar las dos frases del principio de este texto, enjuagar y repetir. Pero si nos fijamos en los números concretos, no sólo el consejo resultó malo, sino que Bitcoin fue el ganador que nadie vio venir. Y nadie va a admitir que se lo perdió.

ganador

Bitcoin como commodity tiene una trayectoria de crecimiento sin precedentes

Si escuchas a los medios de comunicación, podrías llegar a pensar que Bitcoin sólo es una inversión sólida cuando aumenta US$ 200 en un mes, y que el resto del tiempo se lo debe evitar como a la peste. Echemos un vistazo a los números del oro y la plata desde 2011 para poder darnos una idea de cómo les ha ido realmente durante esta última “fiebre del oro”.

1

Como se puede ver claramente, la “gallina de los huevos de oro” ha estado poniendo huevos que no brillan, y que despiden cierto olor a podrido desde 2010. Desde su pico máximo hace unos cuatro años, el oro ha estado en contínua corrección, y ha perdido más del 40% de su valor en dólares. En el caso de Bitcoin, el cierre del exchange Mt.Gox dio motivos suficientes para tener miedo de volver a invertir. Posteriormente, Bitcoin experimentó un año de corrección, pero el oro ya va por el cuarto año. Si descontamos la burbuja de 2011, el oro perdió casi un 20% en los últimos cinco años.

2

¿A la plata le habrá ido mejor? La respuesta es… no. De hecho, le fue peor. Desde la burbuja de la plata, que se produjo unos meses antes de la burbuja del oro, la plata ha experimentado una caída incluso más acentuada, de más del 70%. Si descontamos nuevamente la burbuja de 2011, la plata ha caído casi un 50% en los últimos cinco años. Recientemente, la cotización de la plata bajó diariamente durante casi dos semanas consecutivas, cosa que no sucedía desde 1980. Esta es una clara señal de deflación en los mercados de materias primas, y un indicador del mercado en su conjunto si la Reserva Federal y el gobierno no lo estuvieran manipulando activamente. Para comparar, ahora echemos un vistazo a Bitcoin:

3

Un bitcoin valía solo US$ 0,26 el 16 de noviembre de 2010. Superó los US$ 6 a finales de 2011, y los US$ 12 a comienzos de 2013. Muchos descubrieron a Bitcoin a mediados de 2013, y por un tiempo se mantuvo en torno a los US$ 130. Todo el mundo conoce la burbuja creada en gran parte por Mt. Gox, así que quitemos eso. Una vez despejado el humo, tienes un bitcoin que vale un 35% más a principios de enero de este año. El mercado se corrigió a sí mismo, y desde entonces (enero de este año) el valor casi se ha duplicado. Más recientemente (dos semanas atrás) una pequeña burbuja (la cotización alcanzó un pico de US$ 500) dejó una ganancia de casi el 40% después corregirse. Yo diría que Bitcoin es volátil hacia arriba, y los demás son volátiles hacia abajo. ¿Cual preferirías? Tengo un gráfico más para incluir, sólo por diversión…

4

Poder adquisitivo del dolar

No estoy diciendo que el oro y la plata sean malas inversiones a largo plazo. Pero, ¿cuántas personas han comprado oro y plata hace cinco años pensando que iban a hacer un 10 o 20% por año desde entonces? ¿Qué asesor financiero les estaba diciendo que era necesario mantener estos productos durante una década para obtener una ganancia? ¿Y cuántos tuvieron la visión para anticipar lo que Bitcoin iba a hacer en esos mismos cinco años?

Por favor, haz tu propia investigación y consulta con tu asesor financiero… ¡o tal vez no! Si él no está a cargo de su propio negocio, y trabaja en una institución bancaria centralizada, ¿realmente crees que obtendrás consejos que te sirvan a ti y no al banco en primer lugar? He estado allí. Eso es todo lo que puedo decir al respecto.

Si tienes los medios para hacerlo, comprar metales preciosos como el oro y la plata es una buena estrategia, pero probablemente tengas que esperar otros 3 a 5 años antes de obtener un retorno similar al de Bitcoin. A largo plazo, es una buena idea, pero tengas la mirada puesta en el corto o en el largo plazo, ¿por qué no armar una buena posición en bitcoins y acortar ese plazo a 3 a 5 meses? Ya sea que hayas invertido en oro, en plata, o en un certificado de depósito a 5 años a una tasa del 5%, descontando impuestos e inflación te ha ido mucho peor que si hubieras invertido en bitcoins, ¿verdad? ¿Por qué doblar la apuesta cuando puedes hacerte de un poco de “oro digital” y anticiparte a la siguiente curva?

Toma esto simplemente como alimento para una reflexión que te permita elegir tus inversiones sabiamente. Como el oro y la plata, Bitcoin no va a desaparecer. El dólar de EE.UU., por el contrario

Por Evander Smart – Leer texto original, en inglés

Imagen por HikingArtist