Pages

Otros usos para Bitcoin

Vía Oleg Andreev

Por lo general, la gente percibe a Bitcoin sólo como una moneda o instrumento monetario. Pero es mucho más que eso.

La red de Bitcoin tiene propiedades muy interesantes, que permiten usarla no sólo con fines monetarios. Por ejemplo, la cadena de bloques (historial descentralizado de transacciones) está diseñada para ser extremadamente difícil de falsificar, pero a la vez muy fácil de verificar. Esto, junto con algunas funciones criptográficas, permite que sea usada para registrar sellos de tiempo seguros, verificar la propiedad de bienes tangibles, mantener DNSs descentralizados y firmar contratos distribuidos, y todo esto sin tener que confiar en terceros. Los programas que lo hacen posible ya están entre nosotros.

Nada de esto puede hacerse con otras monedas o sistemas monetarios, pero con Bitcoin es muy fácil. Sólo piénsenlo: en caso de una disputa sobre un contrato, se podrían verificar los detalles del mismo en cuestión de segundos, sin necesidad de recurrir a documentos firmados en papel. El único requerimiento es haber dejado un registro de tu contrato en la cadena de bloques, efectuando una pequeña transacción de ida y vuelta a una dirección específicamente derivada del contenido del contrato. No cuesta casi nada, puede hacerse en un minuto, y el registro no puede ser falsificado ni borrado por nadie.

Ver también:

Bitcoin: mucho más que el futuro de la moneda

Entrevista al líder del proyecto Namecoin